Toyota se ha asociado con la empresa PFN para acelerar el desarrollo de sus nuevos robots de asistencia humana.

Toyota y la empresa Preferred Networks (PFN) han llegado a un acuerdo para investigar y desarrollar codo con codo robots de asistencia para ayudar en las tareas a las personas. Para realizar este trabajo, se aprovechará la plataforma del Robot de Asistencia a Humanos (HSR) creada por la marca japonesa.

Gracias a este acuerdo, se dará un fuerte empujón a la investigación sobre los robots de asistencia para poder ofrecerlos en menos tiempo. La evolución en este sector ha sido claro, ya que se ha conseguido que no sólo se utilicen en la industria, sino que ya hay robots capaces de dar asistencia médica y logística.

Sin embargo, todavía hay mucho trabajo por delante, por lo que todavía se debe conseguir que se integren en la vida de las personas y que sean capaces de tomar decisiones para responder de manera correcta ante determinadas situaciones.

Por ello, gracias a la experiencia que atesoran ambas empresas en este campo, Toyota y PFN desarrollarán nuevos robots de asistencia. Las dos compañías esperan que sean capaces de aprender en entornos residenciales y, en base a ese aprendizaje, aprendan a hacer diversas operaciones para facilitar el trabajo diario.

Robot Toyota HSRToyota cederá sus robots HSR y ambas empresas los desarrollarán

Toyota cederá varios robots HSR a la empresa PFN y, durante los tres siguientes años, las compañías trabajarán para desarrollarlos. Gracias a esta alianza, las dos entidades compartirán entre ellas los datos recogidos y sus avances para que cada una de ellas pueda utilizarla libremente para optimizar el funcionamiento de los robots. De esta manera, el desarrollo de estos asistentes mecanizados será más rápido y sencillo.

Toyota lleva 15 años trabajando con los robots

Nobushuko Koga, Director del Centro de Investigación exploratoria de Toyota, comentaba: “Desde 2004, más o menos, Toyota ha estado desarrollando robots de asistencia que ayudan a personas con discapacidad o de edad avanzada, pariendo de la idea de convivir con los humanos y ayudarlos en su vida diaria”.

“En 2012 desarrollamos el Toyota HSR, que cuenta con una plataforma robótica básica que lo ayuda a desenvolverse de forma autónoma. Hasta ahora, los Toyota HSR se han empleado en programas de investigación y desarrollo en 49 organizaciones de 13 países, incluido Japón, y han cosechado numerosos elogios como plataforma robótica. De cara a alcanzar en un futuro nuestro objetivo de desarrollar robots de servicio que atiendan las necesidades de nuestros clientes, estamos muy contentos ante la perspectiva de colaborar en labores de investigación y desarrollo con PFN, que puede presumir de contar con tecnologías de inteligencia artificial de primera clase”, concluía Koga.

PFN ya presentó un robot de limpieza en 2018

Por otro lado, Toru Nishikawa, Presidente y CEO de PFN, afirmaba: “Desde nuestra fundación en 2014, en PFN hemos recurrido al aprendizaje profundo para desarrollar dispotivos inteligentes para automóviles y robots industriales. En el CEATEC de Japón 2018, mostarmos un robot capaz de limpiar una estancia de forma completamente automatizada. Aplicamos tecnologías de aprendizaje profundo para crear un HSR que pudiera levantar y depositar objetos no definidos, diseñar su propio plan operativo y responder a las instrucciones de un humano”.

“El Toyota HSR es una plataforma robótica excepcional. Gracias a este proyecto conjunto de investigación y desarrollo con Toyota, que son los creadores del HSR, esperamos acelerar el desarrollo de las funciones necesarias para poder usar robots en entornos residenciales humanos. Nuestro objetivo es conseguir la implantación práctica de los robots de asistencia por primera vez en el mundo”, añadía Nishikawa.

Las funciones robóticas tendrán muchas más aplicaciones, como demostó Hyundai presentando en el CES un coche con patas robóticas. Habrá que esperar para poder ver el resultado de esta colaboración, pero si algo se deja entrever es que los robots de asistencia humana están más cerca de lo que todos pensamos.