Que los fabricantes de coches apuesten por otro tipo de movilidad individual es una realidad y así lo demuestran con prototipos como el de este patinete eléctrico de Hyundai

Desde la sede central de Hyundai Motors en Corea del Sur se presenta una nueva versión del prototipo expuesto en el CES de 2017. Un patinete eléctrico cuyo mayor atractivo es su autonomía y configuración.

Este modelo bautizado como Hyundai E Scooter es el complemento ideal de los vehículos del grupo Hyundai, donde, además de la propia marca se integra la firma hermana Kia, ya que cuenta con un conjunto eléctrico de motricidad y almacenamiento energético que se recargaría mientras el coche es conducido y la electricidad generada es también enviada al patinete eléctrico.

Dicha energía se acumula en una batería de litio de 10,5 Ah, con ello se asegura una capacidad de utilización de aproximadamente 20 km y una velocidad máxima de 20 km/h. De cara a una próxima evolución tecnológica, está previsto instalar un sistema de frenado regenerativo podría suponer un aumento de la autonomía de un 7%.

La combinación de vehículos para el éxito de la movilidad individual

De esta manera se permite ampliar la movilidad individual urbana ya que el patinete llevaría hasta el punto final al conductor, una vez haya estacionado el coche y no pudiera continuar usando el automóvil por el motivo que sea. Por ejemplo, por restricciones al tráfico rodado de una gran ciudad como pudiera ser el acceso a calles o barrios acotadas en urbes, como el caso de Madrid Central, donde solo se permitiría el acceso a servicios y residentes.

Igualmente se permite así el uso y disfruto de un vehículo de movilidad individual con motor por el mero hecho de poder desplazarse de una forma más libre, dinámica y divertida que lo que suele ser el tráfico en ciudad.

Tanto es así que los ingenieros que hay llevado a cabo esta evolución han pensado en aumentar tanto el grado de diversión como el de la seguridad. Por eso el patinete cuenta con tracción trasera y ahora equipa suspensión en la rueda delantera para facilitar su una conducción haciendo más suave la absorción de irregularidades en el pavimento.

Para mejorar su visibilidad, tanto a quien lo usa como del resto de usuarios de la vía pública, este patinete eléctrico de Hyundai cuenta con dos faros delanteros LED y dos pilotos traseros.

De cara a ser el compañero ideal, el peso de este dispositivo es de 7,7 kg y su capacidad para plegarse cual tríptico publicitario y de una manera altamente compacta, facilita su transporte o almacenamiento fuera del coche.