Desde el entorno de las 24 horas de Le Mans, Goodyear hace oficial su vuelta al Mundial de Resistencia

Hay imágenes que están vinculadas a ciertos momentos vividos e impresos en la retina. Fotografías que «evocan» olores y, la estampa de la tipografía de Goodyear sobre la goma oscura de un neumático de carreras es «fotografía con olor» a automovilismo, con olor a Le Mans.

Quienes hayan pisado el circuito de La Sarthe en cualquiera de las ediciones de la carrera de coches de 24 horas de duración, bien saben, o sabemos, que la cita por antonomasia de las carreras de resistencia de automóviles se vive un ambiente especial, lleno de estímulos que se disfrutan y se graban en la memoria para siempre.

Hay recuerdos que persisten y una marca estampada en un objeto evoca vivencias, como las que provoca el nombre de Goodyear en el flanco de un neumático.

De las carreras a la carretera y de la carretera a las carreras

Por eso, aunque el paso de los años haya separado a la marca originaria de Estados Unidos con la actividad vivida en la prueba de coches de referencia y en el campeonato donde se incluye, celebramos que Goodyear haya anunciado que prepara su desembarco para la difícil temporada 2019/2020 del Mundial de Resistencia, WEC, y, más concretamente, para la que será la última cita del calendario, las señaladas 24 horas de Le Mans.

La amplitud del espectro que abarcan las categorías de los coches participantes, hasta ahora cuatro, con los prototipos LMP1 y LMP2 y los coches derivados de los gran turismo, los GTE Pro y GTE Am, obligará a dar lo mejor de la marca en cada clase y en cada circuito.

Además, el Mundial de Resistencia, cuya carrera con menor duración se fija en 4 horas hasta las 24 de Le Mans, obliga a desarrollar un producto acorde con las exigencias de cada pista y, casi, para cada coche, algo que Goodyear busca en sus productos destinados a vehículos de calle.

Las estrategias de carrera en el uso de los neumáticos son una de las claves a la hora de lograr el éxito en competición. Es por ello que el fabricante norteamericano busca demostrar su capacidad para poner sobre el asfalto de los trazados donde se dan cita las pruebas del WEC unas gomas de calidad con el fin de satisfacer a los equipos que calcen sus ruedas y de exponer a los clientes, y espectadores de las carreras, la relación entre durabilidad y la efectividad de los Goodyear en coches de competición, extrapolable a los automóviles de producción.

Por ejemplo, así ocurre con los neumáticos destinados a coches de producción de altas prestaciones, los Goodyear Eagle F1 SuperSport, cuyo diseño recoge los conocimientos aplicados a lo largo de la experiencia de sus creaciones para coches de calle y también en circuito, puesta al servicio de los deportivos más extremos y al de los clientes y conductores más exigentes.

El retorno de Goodyear al WEC

Goodyear volverá al WEC en agosto de 2019 con motivo de la carrera a celebrar en el Circuito del Silverstone.

Desde entonces su compromiso para con la resistencia abarca un ambicioso proyecto cuyo fin es aumentar el número de victorias de Goodyear en Le Mans, hasta ahora 14, y sumar y recoger nuevas coronas de laurel en otros circuitos donde los coches del Mundial de Resistencia calcen los neumáticos cuyo nombre se escribe con letras doradas.