BMW ha dado a conocer en un vídeo esta nueva funcionalidad del i3 en la que trabajan sus ingenieros

Las baterías de alta capacidad de los vehículos eléctricos pueden tener otros muchos usos de gran interés, además de servir de almacén de energía con la que el vehículo podrá desplazarse. Los fabricantes trabajan en nuevos sistemas con los que sacar partido a las baterías, como la posibilidad de suministrar energía a la red eléctrica cuando ésta lo requiera recargándose de nuevo en horas de baja demanda, o servir de sistema de energía de emergencia para el hogar en caso de desastres naturales (huracanes, terremotos…) que provoquen un fallo en el suministro eléctrico.

Con un nuevo vídeo publicado en YouTube, el fabricante alemán BMW acaba de anunciar que está trabajando en una nueva funcionalidad que integrará en el i3, a la que ha llamado “electricity dispenser” (dispensador de energía). Se trata de algo tan sencillo como el incluir un enchufe schuko convencional en el coche, en el que el usuario de un BMW i3 podrá conectar cualquier dispositivo doméstico como si estuviese en su casa. Esto puede ser muy útil en determinadas situaciones, como en escapadas de fin de semana, por ejemplo.

A glimpse into the future by BMW i (un vistazo al futuro de BMW i) es el título del vídeo que puedes ver a continuación un poco más abajo y con él quieren mostrarnos el mundo de posibilidades que se abren ante nosotros con esta nueva funcionalidad en la que están trabajando sus ingenieros.

La marca alemana asegura que el BMW i3 almacena gran cantidad de energía, incluso más de la que necesita, a la que se le pueden dar otros usos alternativos. En el vídeo quieren mostrarnos alguno de éstos otros usos.

Precisamente esa afirmación, asegurando que almacena más energía de la que necesita, quizás podría ser una pista de que esta nueva funcionalidad podría venir de serie o como opción en el nuevo i3 que veremos en 2019. Actualmente el i3 incluye una batería de 33 kWh y se espera que el nuevo modelo dé el salto hasta los 42 kWh. La mayor capacidad de su batería le permitirá recorrer unos 300 km reales sin necesidad de recargar.

BMW confirmó recientemente que había llegado a un acuerdo con CATL, el mayor fabricante de baterías en China, lo que le permitirá si se cumplen sus planes lanzar al mercado 12 vehículos eléctricos antes de que finalice el año 2025.