Llegará el día en que los constructores no tendrán que seguir atados a los diseños convencionales debido a los métodos de construcción. En el futuro los ordenadores y las impresiones 3D serán las encargadas de producir los vehículos. Este futurista SUV de Seat podría ser uno de los primeros.

Aitor Amigo López ha diseñado este concepto de un SUV Seat del futuro. Este espectacular modelo tiene una pinta realmente increíble, acertada y realista. Parece sacado directamente de una película de Scifi, sin embargo, algún día podría hacerse realidad.

En el futuro esperamos ver una gran cantidad de vehículos increíbles cuyo diseño hago parecer a los modelos de hoy en día, horteras obras del pasado. Esto siempre ha pasado, de hecho con tan solo ir 20 años atrás en el tiempo y ver la evolución de los vehículos del ayer a los de hoy podemos notar una clara diferencia.

Seat Vitoria concurso SUV del Futuro

Pese a esto, es cierto que esto es una mera cuestión de gustos, ya que antes los coches poseían, por ejemplo, una parte trasera más alargado, mientras que ahora, el efecto de “trasero recortado o inexistente”, parece ser la tendencia, una tendencia por cierto, que bajo mi punto de vista arrebata a muchos modelos una personalidad con la que antes contaban.

El concepto creado por Aitor Amigo López, sin embargo, personalmente me parece increíblemente acertado, no sólo por transmitir avance y tecnología y por intentar aproximarse a modelos que podremos ver quizás en 2030, sino que además, dota al vehículo de personalidad y lo hace fácilmente identificable, algo que hoy en día es a veces difícil, dado la similitud entre tantos modelos, que en vez de apostar por algo original, prefieren ir a lo seguro y “copiar” lo que se sabe que funciona.

Seat Vitoria concurso SUV del Futuro

Según el propio autor del concepto, ha dotado al modelo con un diseño que intenta transmitir una gran cantidad de espacio interior, en combinación con un aspecto más compacto en el exterior.

Por supuesto se trata de un vehículo completamente eléctrico que contaría con un hipotética conducción autónoma “perfecta” de nivel 5, es decir, que el vehículo sería capaz de circular por sí solo al 100% de eficacia.

Una de las propuestas tecnológicas más interesantes que incorpora este modelo, es un sistema de reconocimiento facial para desbloquear y encender el coche. También incorpora un lector de huellas que cumplirá una función muy similar, aunque sinceramente, viendo lo fácil que lo tienen los hackers para obtener una huella digital falsa e idéntica, no creemos que sea la mejor solución.

Seat Vitoria concurso SUV del Futuro

Una vez dentro, por supuesto tendrías acceso al Wi-Fi, Bluetooth, Apple CarPlay y Android Auto, así como una I-A haría las veces de asistente personal. Este concepto ha sido fabricado en base a una estimación para 2030. Veremos cuando llegue el momento si dicha estimación resultó ser acertada.